la vida no tiene precio

Concentración de presupuesto en año electoral podría generar conflictos

Gobierno Nacional controla el 75% del presupuesto público 2016

Publicado: 2015-11-24

Hace unos días, la Comisión de Presupuesto y Cuenta General del Congreso de la República aprobó el proyecto de Presupuesto Público del Año Fiscal 2016, presentado por el Ejecutivo. Ahora, el dictamen se someterá a debate en el Pleno para su aprobación, antes del 30 de noviembre.  

Para analizar su contenido y plantear posibles salidas para reducir la concentración del presupuesto en el Gobierno nacional, la Comisión de Descentralización, Regionalización, Gobiernos Locales y Modernización de la Gestión del Estado del Congreso, presidida por la congresista Verónika Mendoza, junto con la Asamblea Nacional de Gobiernos Regionales (ANGR), la Red de Municipalidades Urbanas y Rurales del Perú (REMURPE) y el Grupo Propuesta Ciudadana (GPC), organizaron la mesa de trabajo: “Presupuesto 2016: Re-centralización, impacto en la economía local y conflictividad social”.

Durante el foro, la congresista Mendoza, precisó que: “desde que inicio la reforma descentralista en el 2002, ningún gobierno había presentado un proyecto de presupuesto con características tan recentralizadoras como el de Ollanta Humala”.

Esta afirmación fue ratificada por el Econ. Epifanio Baca, coordinador ejecutivo del GPC, quien demostró que el presupuesto planteado asigna al Gobierno nacional (GN) el 75.3% del presupuesto total (S/. 138 490 millones), porcentaje sólo visto en los años del fujimorismo; mientras que el presupuesto de las municipalidades disminuye en 6% en comparación al año anterior, con lo cual sufre recortes en su presupuesto por tercer año consecutivo.

Asimismo, “entre el 2010 y 2016 el GN duplica su presupuesto, tanto para gastos de capital como para gastos corrientes. Además, su participación en el manejo de los gastos de capital pasa del 55% al 74.7% entre el 2013 y 2016”, añadió el economista.

La caída del presupuesto de los gobiernos locales se explicaría por la disminución de los recursos del canon, sobre canon, regalías y participaciones, que pasaría de S/ 8 269 millones en 2013 a S/. 3 777 millones en 2016. “Frente a esta reducción de más del 50% no hay mecanismo alguno de compensación para amortiguar sus efectos, lo que puede significar menos inversión en obras y pérdidas de puestos de trabajo”, refirió Epifanio Baca. 

El estudio del GPC desbarata también la supuesta mayor eficiencia de los sectores del Gobierno nacional en la ejecución del gasto, al demostrar que hay Sectores que presentan niveles de ejecución menores al promedio de los gobiernos regionales y municipalidades. “A octubre del presente año, los Sectores: Salud, Educación y Vivienda y Construcción alcanzan avances de 41%, 44% y 35%, respectivamente; mientras que los gobiernos regionales obtiene el 58% y las municipalidades el 46% de avance, en promedio”.

En el proyecto de Presupuesto Público para el 2016 también se identifican 11 fondos por un valor de S/. 3 870 millones, que son manejados desde el Gobierno nacional de manera discrecional, principalmente desde el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y debilitan la capacidad de planeamiento de los gobiernos regionales y locales. “…dichos fondos fortalecen el centralismo y adolecen de estudios que midan su impacto”, añade Baca.

El manejo centralizado de los recursos también se aprecia en los fondos programados para contrarrestar los efectos del Fenómeno de El Niño. Además de los S/ 2 088 millones para el Programa Presupuestal Reducción de Vulnerabilidad y Atención de Emergencias, se ha previsto un fondo de S/. 3 000 millones para atender las emergencias, además de una línea de crédito contingente por US$ 1 200 millones. Todo ello será manejado desde el Ejecutivo mediante una comisión que no incluye a las municipalidades, a los gobiernos regionales, ni tampoco al sector Salud, ni Produce.

La evaluación de Remurpe y representantes de los gobiernos regionales 

El secretario ejecutivo de Remurpe, Carlos López Jiménez cuestionó las consecuencias del manejo centralizado del presupuesto sobre los gobiernos descentralizados. “El país vive un debilitamiento de las instituciones donde los alcaldes aparecen como ´simples tramitadores´ de proyectos. En vez de corregir el sesgo recentralizador en la distribución del presupuesto, el MEF plantea una propuesta que acentúa el manejo centralista, lo que traerá un escenario de conflictividad y protestas sociales por la paralización y/o postergación de obras”.

Por su parte, Luis Aguilar, jefe de la Oficina de Presupuesto del Gobierno Regional de Lima coincidió con los comentarios de López al afirmar que el Presupuesto Público 2016 no solo es más centralista, sino que además trae mayores trabas burocráticas. “El artículo 12 reitera la necesidad que los gobiernos descentralizados pidan opinión a la Dirección General de Presupuesto Público cada vez que quieren hacer una modificación presupuestal y el artículo 37 plantea que para que el Sistema Integral de Salud realice transferencias de capital, debe contar con autorización del MEF, vía Decreto Supremo… Esto traerá demoras en la ejecución del gasto y una oferta limitada en los servicios de salud. Luego van a decir que los gobiernos regionales no saben gastar”, aseveró.

Otro de los asistentes al foro fue el ex primer ministro y presidente regional de San Martín, César Villanueva, quien a su turno mostró preocupación sobre el rol que juega el MEF, al resaltar que este debe dejar de ser únicamente un ministerio que distribuye fondos, porque lo convierte solo en un administrador de pobreza. Señaló que los fondos son administrados con procesos que tienen muchos candados para su ejecución, por lo que sugirió, en el corto plazo, destrabar dichos candados para agilizar los gastos de inversión.

Propuestas para contrarrestar el centralismo del presupuesto 

congresista verónika mendoza junto a representantes de angr, remurpe, el grupo Propuesta ciudadana y expertos en temas de presupuesto y decentralización

Frente a esta situación, los asistentes al foro plantearon algunas medidas, entre las que destacan, que los gobiernos descentralizados obtengan el 35% del presupuesto total 2016 y que los recursos de algunos fondos, como Mi Riego, Fonie, Foniprel y el Plan de Incentivos, les sean transferidos directamente.

También propusieron que en las zonas de emergencia por el fenómeno de El Nino, una parte del fondo contingente de S/. 3 000 millones se transfieran directamente a las municipalidades de las regiones más impactadas; así como modificar la metodología usada para transferir el Foncomun con criterio compensatorio.

Otra manera de revertir los problemas que adolece la asignación del presupuesto público y su implementación es retomando la Ley de Descentralización Fiscal, señalaron los asistentes. Sobre este último punto, el ex Secretario de Descentralización de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), Raúl Molina, recordó que el Informe Técnico de la Comisión Multisectorial sobre Descentralización Fiscal, liderada por el MEF e integrada por la PCM, AMPE, REMURPE y ANGR del 2012, ya contiene propuestas muy concretas y consensuadas, pero que lamentablemente se encuentran encarpetadas en la PCM porque lo planteado no es favorable al MEF.

Todas estas medidas fueron resultado de la discusión en la mesa de trabajo denominada: “Presupuesto 2016: Re-centralización, impacto en la economía local y conflictividad social”, realizada en el Congreso de la República, el pasado 17 de noviembre.


Escrito por


Publicado en